Francia: Colapso del mercado obliga a bodegas a enviar a destilar el vino

Un informe de Adam Nossiter para el New York Times sobre el mercado francés del vino señala que la cercanía de la nueva cosecha 2020 y la falta de ventas está obligando a las bodegas a vender su stock a destilerías para fabricar gel para higienizado de manos.


La situación es parcialmente resultado de los aranceles aduaneros impuestos por el gobierno de Estados Unidos en represalia por los subsidios que varios países europeos otorgan al fabricante de aviones Airbus, que compite con Boeing. También los afecta la caída de ventas producida por la epidemia de coronavirus, con el consecuente cierre de restaurantes, bares y hoteles, y que ‘es muy poco lo que se exporta’.


Jerome Mader, uno de los empresarios consultados por el diario neoyorquino, estimó que sus ventas de vinos Riesling y Gewürztraminer han bajado ‘a la mitad’ y afirmó que ya no le queda espacio disponible para almacenaje ante la proximidad de la nueva cosecha, que comenzará a fines de agosto. Otro productor coincidió: ‘Estamos produciendo más de lo que vendemos, no tenemos otra salida’.


Lo que les resta es aprovechar una oferta del gobierno, vendiendo el vino a destilerías por una compensación de algo menos un dólar por litro, denominada Destilado Crisis; este subsidio fue utilizado por última vez en 2009, como consecuencia de la crisis financiera desatada en 2008.


La bodega Domaine Borès es mencionada como enviando a destilación el 30% de su producción, cerca de 19.000 litros; para el conjunto de Alsacia, se estima serán destilados seis millones de litros; Mader está canalizando por esta vía el 15% de su producción, vino que habitualmente vende a granel; pero, los comerciantes en este rubro ‘están enfrentando pérdidas del 70%’, comenta Francis Backert, de la Asociación de Productores Independientes de Vino de Alsacia.


El artículo señala que la situación ha afectado profundamente el estado de animo de los productores: ‘la relación de los viñateros con sus viñedos y con el vino resultante es personal, tanto como comercial; muchos viven en casas modestas, continuando un oficio con siglos de antigüedad’. Un consuelo para algunos de ellos es que la uva a comenzar a cosechar dentro de poco ‘tiene un aspecto realmente magnífico’


Para leer el informe del New York Times (en inglés) haga click aquí


+5411 4924 7908

©2020 por pruebavino. Creada con Wix.com